Los ojos, visores biológicos.

Si nunca oíste sobre los descubrimientos realizados por el Doctor Hamer entonces te recomiendo no sigas leyendo, aprende aquí primero cuáles son las 5 leyes biológicas y luego regresa a este artículo. Si ya leíste o sabes de qué estamos hablando recuerda entonces la tercera ley, la que habla de la relación evolutiva de los tejidos del organismo, la que relaciona los conflictos biológicos con las zonas correspondientes del cerebro, la que relaciona esas zonas y los focos de Hamer con los correspondientes tejidos alterados o alteraciones mentales. Pues bien, todo ello es visible, verificable mediante protocolo científico y, fuente de preciso diagnóstico médico, gracias, todo ello, al escáner cerebral sin contraste. El escáner es lo que sirve para ver, verificar o diagnosticar de manera fulminante, como nunca hasta ahora era posible. Ok.
Pero, ¿y si te dijera que la naturaleza ha dotado al organismo de un sistema de conocimiento directo, biológico que no precisa de máquina para hacer escáneres cerebrales (Tacs)? Esto sucede gracias al iris, en el ojo, y la iridología es entonces la ciencia que se ve abrumadoramente ampliada y optimizada para ser un método de diagnóstico directo, natural, biológico.

Si nunca antes oíste hablar de la iridología pues la wikipedia te cuenta un poco sobre ello aquí.

Lo que necesita la iridología es aprender ahora todo el conocimiento que aporta el nuevo paradigma biológico resultante del descubrimiento de las 5 leyes biológicas. De esta manera tendrá que hacer seguramente rectificaciones, matizaciones y, sobre todo, ampliación  precisa con los nuevos conocimientos aportados.

Ahora bien, a mi lo  que me da que pensar de todo este asunto es que nos encontramos con un método preciso de diagnóstico proporcionado biológicamente por la propia naturaleza. Es decir, la misma evolución conecta el iris con los correspondientes tejidos y ofrece a alguien externo, a otro ser humano -en nuestro caso- la posibilidad de comprender la situación biológica de quien estamos examinando. ¿No es este hecho en sí mismo  algo inquietante? Se trata de un nivel de inteligencia evolutiva que personalmente me sobrepasa, me resulta ‘excesivo’, sospechoso. Esta facilidad informativa, semejante directa información tan accesible, tan a propósito, con tanto sentido de autoconocimiento me sobrecoge. Me resulta muy maravilloso, y no puedo dejar de pensar en una ingenieria evolutiva, en una inteligencia mayor capaz de haber creado algo así, me resulta evidente, y no puedo ir más allá, me quedo sin palabras observando esta realidad biológica, preso de admiración.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s