El volcán (Un cuento de blancos y negros)

Hubo una vez un grupo de exploradores, gente inquieta, inconformista, antisistema, inadaptados, gente cool, realmente, buena gente. Descubrieron una colonia de volcanes, volcanes salvajes, naturales, preciosos. Tan impresionados quedaron que cuando regresaron a sus barrios empezaron a construir imitaciones de estos volcanes. Imitaron las formas, crearon sistemas que emulaban la lava, su calor, su flow, y, joder, era buenos. De hecho construyeron volcanes mucho más grandes y perfectos comparados con los originales. Su fluir era espectacular, se crearon distintas escuelas, y grandes eruditos sobre el tema. Un día un famoso y místico arquitecto de volcanes viajó a la tierra original, les enseñó, a los habitantes de esos barrios, imágenes, los rugidos de sus volcanes. Uno del barrio pasaba por allí y comenzó a reír, una risa que terminó por ofender al experto vulcanero. ¿Por qué te ríes?, preguntó, y aquel lugareño le dijo. Lo que hace que sea volcán no es la montaña, es la lava.

Moraleja: la cultura afro no es una cuestión de forma, sino de fondo, surge de una comunidad, un sentimiento, una historia, una realidad social afro. De ahí surge el sentido, la fuerza, la creatividad, la misión.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s