Red Vecinal Autogestionada (Artículo en construcción)


En el Grupo de Acción y Reflexión estamos trabajando el siguiente proyecto, aún está confeccionandose pero se pueden ir contando cosas, animar en esta dirección:

Proyecto: RED VECINAL AUTOGESTIONADA (RVA)

Una Red Vecinal Autogestionada.¿Qué es?

Hola vecino/a.
Estamos planteando, ir puerta por puerta,  y proponer organizarnos vecinalmente para lograr autogobierno. Es decir, poder decidir directamente qué queremos y cómo lo queremos. Antes de seguir con la propuesta comentarte que lo que te proponermos no es fruto de un cabreo puntual, ni de la indignación. Es fruto de la reflexión, la necesidad, la inteligencia, el trabajo, la cultura, el consenso, la constancia, la tolerancia y más constancia. Hay muchos ejemplos reales y prácticos, que están funcionando actualmente, que van en la misma linea de nuestra propuesta. Los comentaremos luego. Ahora te diremos que el nivel de autogobierno que planteamos se basa en ‘distritos autogestionados’. Con esto queremos generar una red de vecinos y vecinas con la que formar ‘cooperativas integrales de barrio’. Una cooperativa integral es una forma de autogobierno que busca solventar las necesidades básicas tales como la vivienda, el alimento, el trabajo, la educación, la salud, el desarrollo, etc. Se trata de recuperar el control sobre nuestras vidas. No planteamos un proyecto cerrado a lo local, sectario sino abierto a otras redes vecinales, otros proyectos alternativos, sociales, personales o colectivos, otras cooperativas integrales, etc, ya sea a nivel local, peninsular, continental o intercontinental. Somos libres de llegar éticamente a acuerdos con quien decidamos.

Planteamos la asamblea vecinal como herramienta para decidir los aspectos reales que vivimos en el día a día. La asamblea es la fórmula de autogobierno, es el modo político en el que organizarnos socialmente.

No proponemos hacer esto radicalmente de un día para otro. Es un proceso. No tenemos costumbre de reunirnos y tomar decisiones en asamblea. No tenemos costumbre de trabajar codo con codo horizontalmente. No tenemos costumbre de responsabilizarnos de nuestras tareas y acuerdos sin jefes que estén encima de nosotros constantemente. No tenemos costumbre de desarrollar alternativas sin saber si van a funcionar o no. No tenemos costumbre de llegar a acuerdos vecinales mediante consenso. No tenemos costumbre de confiar los unos en los otros y llevar a cabo proyectos en conjunto. nos han guiado en dirección contraria y necesitamos re-aprender a convivir los unos con los otros de manera horizontal, cooperativista, activamente, implicandonos en la vida vecinal, el lugar en el que vivimos con la gente con la que compartimos territorio.
Nos han educado con la idea de que dependemos en todo de un organismo por encima de nosotros que nos resuelve todo. Hay cuestiones que de momento no podemos solventar sin esta relación dependiente del Estado, pero muchisimas otras cuestiones están en nuestras manos, dependen de nosotros. Proponemos dejar de quejarnos de la falta de asistencialismo gubernamental y encargarnos nosostros mismos de nosotros mismos.

Plan de creación de una RVA

¿Cuántos vecinos/as?
Estimamos un máximo de 250 vecinos por ‘distrito’ para que sean viable una participación activa de los vecinos en las asambleas. Esta cantidad permite ‘fisicamente’ generar confianza, conocimiento mutuo. Desde el poder convencional se ha venido separando al vecindario y las comunidades dado que ello beneficia a los poderosos. Divide y vencerás. Eso han hecho. Y nosotros tambien lo practicamos y lo hacemos a diario. Es necesario dejar de hacerlo, dejar de dividirnos comunitariamente, vecinalmente, realísticamente.
Marcamos un mínimo de 200 vecinos activos en la creación del ‘distrito autogestionado’ como masa mínima de presión, autodefensa, obtener ofertas como grupo de consumo, tener diversidad de aficciones, cultural, profesional, etc
En resumen, proponemos crear comunidad.

 

Metodología.

¿Cómo nos conocemos?
1) Partiendo de un grupo inicial, puerta a puerta, se propone la creación de una Red Vecinal Autogestionada.
2) Cuando hay, por ejemplo, 20 vecinos interesados/as, nos reunimos todos en una primera asamblea, donde vamos contruyendo juntos el ‘distrito autogestionado’. De este primer grupo salen nuevos grupos informativos para lograr más vecinos hasta ese límite alrededor de 250 vecinos máximo.
3) Poco a poco, sin prisa pero sin pausa, vamos logrando independencia, autogobierno. Es necesario autoformarnos, aprender a convivir constructivamente, responsablemente, éticamente, en confianza.

¿Cómo nos desarrollamos?
Afortunadamente hay muchisima experiencia alternativa del sistema convencional. Hay muchas personas que viven y trabajan desarrollando alternativas. Hay mucha información en internet, desde cómo construir un muro de una casa, fontanería, un ordenador, una red de internet local, huertos de autoconsumo, monedas sociales. Ya no es necesario irnos muy lejos fisicamente para dar con personas que nos pueden formar en cuestiones técnicas. O compartir con nosotros sus experiencias. Pero el capital mayor somos nosotros mismos.

¿Qué hacer?
1) Aprender a asamblearnos, qué es el consenso, desarrollar respeto, coherencia, compromiso y acción reales.
2) Analizar qué tenemos, qué queremos aportar, cuáles son los primero pasos, qué necesitamos, marcar objetivos.
3) Formarnos, aprender de otros proyectos. Esto nos sirve tanto a nivel técnico como nos motiva para seguir trabajando.
4) Ir logrando autogobierno poco a poco, dando pasos firmes. No hay contradicción en seguir activos con el Estado mientras desarrollamos nuestra alternativa. Ya se ha encargado el Estado de estafarnos siempre, no pasa nada por seguir utilizandolo en nuestro beneficio. La idea es dejar de hacerlo y cortar esa dependencia infantil del Estado. Cuanto más cortamos con el Estado más real y solvente es nuestro desarrollo.
5) Realizar acuerdos con todas esas entidades éticas que nos interese. Por ético queremos decir que estén en nuestra misma línea de respeto al ser humano y habitat, sin explotación, ni abuso de nadie sobre nadie. Una linea horizontal y cooperativista. Nos desarrollamos según este ‘nuevo’ paradigma sociopolítico con clara intención de abandonar el convencional.
6) Nos centramos en lo local. Si bien cada uno es libre de apoyar a quien quiera en sus luchas contra o aotodefensa del sistema convencional. Nosotros estamos centrados en desarrollar nuestro propio sistema sociopolítico, no obligar a un sistema mayor a servirnos, si no a tomar el control nosotros mismos sobre nuestra comunidad, comunidad que creamos desde la base prácticamente.
7) Cada comunidad es distinta, tiene su peculiaridad, sus necesidades, su ritmo, idiosincrasia, etc. Cada red vecinal autogestionada tiene su camino, su proceso, su crecimiento. No hay una fórmula mágica para llevar esto a cabo, tenemos que ir creando nuestro camino, somos nosotros quienes diseñamos nuestro barrio y decidimos en qué dirección ir.

Ventajas del autogobierno:
-Bancos de trabajo.- Mediante internet y local físico podemos crear una bolsa de trabajo vecinal con oferta y demanda. Esta red puede estar conectada con el resto. Ejemplo: hago pan para el barrio, me va bien, necesito gente, lo oferto. El hijo del vecino de tres calles más allá, que normalmente ni sé que existe, se entera y trabajamos juntos. O nos asociamos.

-Bancos de tiempo.- En muchos lugares funcionan desde hace años los bancos de tiempo. son bancos de intercambio, trueque, tareas o trabajos por servicios o bienes materiales. Ejemplo: señora mayor incapacitada con máquina de coser en su casa necesita persona que le traiga la compra a cambio de hacer uso de su máquina una hora al día.

-Grupo de consumo.- Esta es una de las opciones de autogobierno más interesantes. Imaginemos 200 personas de acuerdo en comprar arroz, aceite, pasta, huevos, carne, pescado, etc…. Crear un sistema de autoabastecimiento donde los precios se negocian directamente con mayoristas. Pensemos en el ahorro que supone. Se precisa organización. Eso es todo.

-Talleres de apoyo  mutuo, autonomía energética, autogestión salud, educación, intercambio conocimientos.
En un espacio que el barrio gestiona podemos organizar una universidad. Suena exagerado. Pero gracias a internet, y sin internet, hay muchisimo conocimiento y experiencia de cada uno de nosotros acumula y que podemos compartir en común. Desde aprender a poner un enchufe correctamente, o cómo hacer una placa solar casera, o un huerto ecológico en la azotea de nuestro bloque de pisos, o servicio de atención psicológica. Podemos organizar nuestra educación, qué queremos aprender, qué quieren los niños aprender. Hay multitud de ejemplos de ‘escuelas libres’, donde los niños aprenden sorprendentemente sin el actual férreo sistema impuesto. Creemos que los niños solo quieren ‘perder el tiempo en tonterías’, pero los tontos somos nosotros en creer esto.
-Cooperativa integral.- Esta fórmula lleva años desarrollándose en todo el mundo. A nivel peninsular hay varios ejemplos, de los que aprender, con los que motivarse. Básicamente consiste en lo que ya hemos explicado pero a nivel comarcal.

Desventajas:
– La mayoría de nosotros estamos muy programados culturalmente, creemos, confiamos en el Estado. Creemos en la democracia a gran nivel, participativa y directa. Pero todo esto es una trampa. no es posible a gran escala gobernar el destino y la diversidad de pequeños grupos de personas, y por tanto, de grandes grupos de personas. Nos han hecho creer que sí es posible, que es un derecho y que hay que luchar por ello. Pero es una lucha perdida, puede parecer que hacemos algunos avances, como lograr mejorar nuestra situación, mejorar condiciones de trabajo, etc… pero se parte de una desigualdad, haia el mantenimiento de un sistema criminal, sin ética, que solo busca grandes rebaños como esclavos. Para eso fue creado el Estado, para poner límites geomentales al rebaño, y poder pastorearnos según el capricho de la psicopatía instalñada en el poder. Es muy complejo poder liberarse internamente de toda esta programación cultural en la que nacemos y nos creemos y celebramos orgullosos. Lo que nos representa es nuestra soga.

-Una vez en marcha la presión social es evidente, los propios amigos, familiares. Nuestra propia educación.  Las críticas destructivas serán fulminantes:
-Seguir desarrollando este apartado (pendiente)

Ejemplos reales pasados y actuales: (documentar)

 

Anuncios

Un comentario en “Red Vecinal Autogestionada (Artículo en construcción)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s